Los viajes en motos durante la época invernal requieren tener en cuenta una serie de aspectos relacionados tanto con el propio vehículo como con la equipación que debes llevar. Todo ello para disfrutar de una conducción en tu ciudad lo más cómoda posible. A continuación, te damos todas las claves que necesitas saber.

Consejos para equipar nuestra moto en invierno

Si usas con frecuencia tu moto en los meses más fríos del año, conviene que la tengas bien cuidada y equipada para los trayectos, aunque sean cortos. Unos consejos básicos pasan por distintos elementos importantes: neumaticos de invierno, batería, aceite del motor, lubricantes e incluso la limpieza de tu vehículo. Controlando bien todos estos aspectos, evitarás serios problemas técnicos o mecánicos que pueden arruinar tus viajes.

Equipación para moverse en moto durante el invierno (lluvia y frío)

Una adecuada equipacionmoto en días de frío o incluso lluvia implica que lleves puesta ropa interior térmica que te cubra bien desde el cuello hasta los pies. Elegir unas prendas calientes y a la vez cómodas para ti es fundamental. Luego, otros complementos para mejorar el aislamiento son los forros de invierno que llevan las equipaciones de moto. Los mejores son los integrales y los desmontables. Además, si crees que va a llover con frecuencia en la región por donde te vas a mover, busca una equipación impermeable.

En cuanto a los guantes, debes buscar los que llevan forro polar, pero que tampoco sean muy gruesos, sino más bien finos para mayor comodidad al conducir. Por otro lado, las mejores botas son las que te aportan un óptimo aislamiento. Te recomendamos las de carretera estancas e incluso añadirles alguna plantilla.

Por último, no menos importante es el casco que debes llevar puesto. Su diseño acolchado para posibles golpes también sirve contra el frío, pero ten en cuenta el empañamiento de la pantalla delantera. Dado que suele ser frecuente, elige un casco con el sistema pinlock y con visera e incluso limpia constantemente esa parte para mejorar tu visión. Otros complementos térmicos para la cabeza pueden ser un pasamontañas o una gafas especiales.

¿Cómo preparar tu moto en invierno?

Las motosinvierno,igualmente, deben estar bien equipadas para combatir ese viento helado que suele soplar en zonas de bajas temperaturas. Opta por unos elementos alternativos que puedes añadir en distintas partes de la carrocería. Hablamos de una cúpula alta para desviar ese aire directo de tu trayectoria o también de los denominados paramanos, los cuales cumplen esa misma función en pies y manos.

Puedes instalar otras protecciones específicas para el invierno. Perjudican un poco la estética de tu vehículo, pero si las necesitas, no están de más. Ya hasta existen modelos integrados con la moto, como es el caso de los puños y asientos calefactables.

Funcionamiento de las luces

Dado que en los meses invernales las condiciones meteorológicas pueden ser bastante adversas debido a nieblas, lluvias o incluso nieve, resulta esencial que conozcas perfectamente el funcionamiento de las luces, tanto para tener tú buena visión de la carretera como para que el resto de los conductores te vean bien. Así pues, además de usar las habituales cortas o de cruce, activa las luces antiniebla delanteras si la visibilidad es reducida.

Neumáticos de invierno

Otro punto clave es cambiar a los neumáticos aptos para el invierno, ya que proporcionan mayores prestaciones en cuanto a seguridad. El frío y la humedad reducen el agarre al asfalto, así que actúa con precaución. En este sentido, te recomendamos conducir con más cuidado, evitar las calzadas que sean más deslizantes y vigilar la presión de tus neumáticos. Debe ser la adecuada para que, de este modo, no pierdan aire y no se estropeen. Incluso es recomendable un poco más alta de lo normal para que al arrancar tu moto se calienten rápido. Por supuesto, presta atención a las indicaciones del fabricante.

Cadena de transmisión, ¿cada cuánto tiempo hay que engrasarla?

La cadena de transmisión es un elemento clave para el buen funcionamiento de las motos.Lo habitual es engrasarla cada 400 o 900 kilómetros recorridos. Sin embargo, en invierno la corrosión es mayor, así que hazlo con más frecuencia en este época del año. Otras tareas son revisar el nivel del líquido refrigerantey limpiar con agua las ruedas.

Cómo afecta el frío a la batería de mi moto

Por último, te dejamos un consejo muy útil en un elemento que en época invernal sufre más. Limpiar con regularidad la batería es beneficioso para evitar su desgaste por sulfatación. Pero, si no vas a utilizar tu moto durante un tiempo prolongado, lo mejor es que la desconectes.

En conclusión, todo esto es lo que debes saber sobre el mantenimiento de las motos en invierno. Si necesitas dotar a tu vehículo de nuevos elementos para esta época, echa un vistazo a nuestra tienda.